Hemos hablado con Juan. Hemos firmado su petición

Ayer estábamos con nuestras maquinaciones en el local: programando la siguiente jornada, comentando lo que nos falta por hacer, ideando proyectos que nos puedan ayudar a todos… Ya sabéis, calentando motores para que la nueva temporada sea mejor que la anterior 🙂 .

Como cada día, recibimos unas cuantas llamadas. Siempre, cada día, al menos 2 pacientes de lupus o sus familiares nos llaman para preguntar una duda o porque les acaban de diagnosticar y necesitan hablar con alguien que les tranquilice y les dé más información. Todos los que vivimos con una enfermedad crónica sabemos lo que es y las necesidades que hay.

Sin embargo, ayer recibimos una llamada que no esperábamos: Juan.

¿Quién es Juan?

Seguramente hayáis visto una campaña en redes sociales, en la famosa plataforma Change.org, con el título

“No despidan a mi mujer por estar enferma de lupus y

por tener reducción de jornada”

Bien, Juan es el que ha creado esta petición. Ayer nos llamó para pedir orientación, al igual que muchos de vosotros hacéis cada día. Al nombrar una petición que había hecho en internet, inmediatamente reconocimos de qué petición hablaba y le preguntamos sobre el tema. Esto es lo que nos contó:

Tal como dice él mismo en su petición, su mujer Ana Belén tiene lupus desde el 2008. Al igual que muchos de nosotros ha tenido pequeñas bajas de 1 ó 2 días por síntomas que todos conocemos tan bien como fiebre alta, dolor articular y cansancio extremo. Aún así, eso no ha impedido que otros muchos días fuera al trabajo con estos mismos síntomas y otros que son normales en muchos pacientes de lupus.

¿Despido por tener lupus?

Es la pregunta que se hace la familia. Si la respuesta es que sí, luchan contra ello y nosotros apoyamos su causa.

El pasado mes de mayo, debido a un brote de lupus, Ana Belén fue ingresada durante un mes y medio, teniendo que dejar a Juan al cuidado de su bebé. El pasado 15 de junio, en contra del consejo de su médico, Ana Belén volvió al trabajo.

Y el día siguiente, 16 de junio, la despidieron.

Según el mismo Juan dice en la petición: “sin ningún motivo aparente. El motivo real todos lo sabemos: ha pasado “demasiado” tiempo de baja y tiene reducción de jornada para cuidar de nuestra hija”.

¿Qué vamos a hacer nosotros ante esto?

Ayer orientamos a Juan en todo lo que nos pidió y pudimos. También le dijimos que firmaríamos esta petición y la difundiríamos entre todos nuestros contactos y en redes sociales. A la vez que tú lees esto, todas las asociaciones de lupus de España están recibiendo este artículo y esperamos que difundan la petición.

¿Qué vas a hacer tú ante esto?

Somos los primeros en advertir que hay que tener cuidado con el contenido que vemos en internet y que es necesario contrastar la información antes de difundirla. Nosotros ayer tuvimos el placer de hablar con Juan. Pudimos preguntarle cómo está él, cómo se siente Ana Belén y si está bien. Nos preocupa porque, además, una situación tan delicada como ésta y el estrés que puede generar podría hacerla empeorar de nuevo.

Nos alivió saber que se encuentra bien y que parece ser que la petición está teniendo el efecto deseado porque la empresa por ahora ha paralizado el despido. Esperemos que haya muchos firmantes más para que Ana Belén pueda conservar su trabajo. Porque estamos seguros de que está capacitada para trabajar y luchamos a diario para que las personas con lupus no sean juzgadas por el hecho de tener una enfermedad.

Si tú también quieres firmar la petición, éste es el enlace:

https://www.change.org/p/konecta-y-grupo-santander-no-despidan-a-mi-mujer-por-estar-enferma-de-lupus-y-por-tener-reducci%C3%B3n-de-jornada

Cómo puntúas este artículo?
[Total: 2 Media: 3]

Deja un comentario