Estudio piloto con resultados prometedores para niños con lupus

Aunque el lupus es una enfermedad que suele manifestarse con más frecuencia a partir de la edad fértil, también hay niños con lupus.

Este estudio que os traemos hoy podría suponer un gran avance en el tratamiento de niños con lupus. Aún quedarán algunos años para que los resultados sean fiables, pero nos gusta daros buenas noticias y aquí os dejamos ésta. Porque sabemos que para las mamás de hijos con lupus es duro ver a sus pequeños así.

El estudio, publicado en inglés en la Fundación Americana de Lupus, lo tenéis al final de este artículo, en el apartado “Fuentes”.

Un estudio piloto es un estudio con una pequeña muestra de población, por lo que sus resultados sirven como guía y son necesarios ensayos con un grupo de individuos más grande para obtener resultados más fiables.

Este estudio, por ejemplo, se llevó a cabo en un grupo de 12 niños con lupus y los médicos hallaron que una combinación de los tratamientos biológicos rituximab y ciclofosfamida, administrados en un periodo de 18 meses, podría resultar en una mejora continua del lupus en los niños durante al menos 5 años.

Tal como leéis, la combinación de ambos tratamientos permitió a los médicos reducir sustancialmente la dosis total de ciclofosfamida necesaria para lograr la remisión. No sólo eso, sino que asimismo los médicos pudieron eliminar la necesidad de emplear dosis elevadas de esteroides orales (corticoides).

Lo mejor de todo: los 12 niños sometidos a la combinación de estos dos tratamientos expresaron sentirse “como si ya no tuviera lupus”.

Las ventajas de esta nueva forma de tratar el lupus radican principalmente en la posibilidad de no emplear tantas dosis de corticoides, lo cual evitaría los cambios físicos que tanto pueden afectar psicológicamente a la persona (y más a un niño) y, sobre todo, reduciría enormemente los posibles efectos adversos del empleo de corticoides a largo plazo como la osteoporosis.

Los problemas óseos son más delicados en personas jóvenes que aún están en periodo de desarrollo.

Como ya hemos dicho anteriormente, éste es tan sólo un estudio piloto y se requieren más estudios para confirmar los datos obtenidos. El problema radica en que no son muchos los niños con lupus, por lo que quizá tengamos que esperar más de lo que quisiéramos para tener mejores y definitivas noticias. Estaremos pendientes!

El mismo estudio se está llevando a cabo en adultos, así que esperamos poder tener una herramienta más, tanto para los peques como para los adultos!

Fuentes:

– NIAMS: ¿Tengo Lupus? (en español).

– Fundación Americana de Lupus (Inglés): Noticia original.

Los comentarios estan cerrados.